lunes, 16 de febrero de 2009

¡A La Serena las maletas!

En realidad son bolsos, ¿pero que importa? ¡Me voy a la playa! Adiós smog, ¡a tomar sol, registrar ferias artesanales, conocer lugares y comer ceviche en pleno terminal pesquero se ha dicho!

Y ahora a revisar que no se nos quede nada, porque falta la nada misma para dos semanas de completo relajo.

sábado, 14 de febrero de 2009

Single + Happy Valentine? Hey, why not?!

Corazones por aquí, flores por allá y millones, millones de chocolates por donde mires. Eso sin contar el sinfín de parejas que salen por todos los rincones; unas tiernas y otras que... ¡ARG! ¿Por qué no pueden irse a un hotel? ¿Cual es la idea de tanto exhibicionismo? Y no hablemos de avisos publicitarios, decoraciones en supermercados y despachos mil en las noticias. Toda una verdadera fiebre del amor.

Emparejad@ o soltero@, imposible que el día de San Valentín pase desapercibido. Entre tanta demostración de afecto, ¿qué tanto será natural y que tanto será condicionado/obligado por el bombardeo constante del mensaje de que si quieres a alguien tienes que mostrarlo al mundo entero sí o sí en esta fecha? Con tanta presión, que perturba incluso a aquellos que tienen a alguien que les regale y a quien regalar, ¿realmente alguien se sorprenda de que no falte la persona sin pareja que entre en crisis porque lo vea como un sinónimo del tan oído "sol@, triste y abandonad@"? Ya es tiempo de relajarse y establecer prioridades.

Estar con alguien puede ser algo bueno, pero la soltería también puede serlo. La clave es saber lo que realmente se quiere y estar todavía más conectado con lo que se siente y lo que no. No se necesita ser un genio para saber que una relación no deseada o para la que todavía no se está list@, puede convertirse en un autentico martirio. Así que a meditar bien las cosas antes de lamentarse; puede ser que realmente no haya nada por lo que cortarse las venas. Depues de todo, siempre puede ser peor, mucho peor...

Valentines rufftoon

domingo, 1 de febrero de 2009

Y siguiendo con la piscina...

Bastante aguantó el agua de la piscina sin cambiarse, pero nada puede ser para siempre. Como a las cinco de la tarde mi madre anunció que iba a vaciar la piscina y tras apagar el pc, me fui a ayudarla. Luego de que se acordó como se hacía para instalar la manguera en la salida del agua, me mando a buscarla, pero como estaba muy apretada a la llave, no la pude sacar y lo terminó haciendo ella. Ya con la cosa instalada, el agua se rebeló y decidió que no saldría por ahí...

¿Solución? ¡Baldes! No sé de donde salieron, pero había dos baldes metálicos de esos para mezclar pintura y eso ocupamos para sacar el agua. Eso, un viejo jarro de jugo y el lavatorio con el que se lleva la ropa recién lavada para colgarla. Creo que el pasto de la entrada fue el más feliz con todo eso.

-¡Ya! ¡Estamos listas pa' un reality! –dijo mi mamá ya como en el décimo viaje -Lista pa' Granjeras.

-¿No será 1810?

-¡Ay, si es lo mismo!

Ya íbamos en más de la mitad de la piscina, cuando a mi abuelo se le ocurre aparecer y preguntar que porque no usábamos la bomba de la piscina (claro que nunca se ofreció a instalarla ni ayudar con los baldes).

-Papá, esa es de la redonda... no le hace a esta.

Y esa fue toda la contribución de la población masculina de la casa... Total que entre las cuatro mujeres de la familia (si, hasta la Caro estuvo metida) el vaciado se hizo en media hora y de paso se regó.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...