sábado, 25 de febrero de 2012

¿Tanto costaba un post-it? ¬¬

Nada como volver relajada de unas agradables vacaciones en el sur de Chile... Lo más "estresante" que me tocó hacer ayer fue ir a dejar unas evaluaciones donde mi jefa y buscar un regalo para una de mis amigas. Todo hecho con la mayor calma posible y cero tensión. Lindo, ¿cierto? ¿Por qué no iba a mantenerse? ¡Pero no! ¡Las cosas no pueden ser así! Nada más abrir la reja de mi casa se me arranca una de las perras... la alcanzo y la vuelvo a meter, pero nada más hacer el conteo perruno me doy cuenta de que hay dos cuando deberían ser tres... ¿Dónde está la escapista profesional? Oh, oh...

Soy la única en la casa y falta la correa de la Perla; las otras dos son de cachorro, así que cero opción que quepa... ahí quedó mi plan de llevarme a las dos que quedaban en mi cacería. Mientras busco por todas partes la correa y luego encierro a las peludas en la pieza para evitar otros escapes, llamo una otra vez al celu de mi rulienta para ver si la correa falta porque la escapista anda con ella y la Nina. Obviamente nadie me contesta... Salgo a la calle con la correa en una mano y el celu en la otra. Dos cuadras de miradas para todos lados después, por fin me contestan. ¡Sí! ¡La tienen ellas! Se la llevaron por miedo a que, una vez más, creara una salida alternativa y se arrancara mientras no había nadie. Lo de la otra cachorra fue pura desesperación de que no la sacaran a ella también y no saber dónde estaba su heramana...

¿Era mucho pedir un mensaje de texto, una nota,  un post-it, o señales de humo por último? ¡¿ALGO?!

viernes, 3 de febrero de 2012

Parlo italiano!


Eso es lo que me encantaría decir, pero de momento todavía no puedo... ¡aunque para allá voy! ¡Porque bruja que la sigue la consigue! Y yo en serio quiero imparare l'italiano, ¡desde hace rato! Pero claro, primero la licenciatura... luego el Magíster... y entre la U, el trabajo y la baja de presupuesto... Ya se imaginaran como me fui quedando con las ganas y mis buenas intensiones fueron frenadas una y otra vez con un "más adelante" o un "cuando haya tiempo" de mi parte. ¿Cuantas veces no hacemos eso esperando a que se de todo perfecto? Bueno, ¡ya no más! El tiempo no va a salir de ninguna parte si no me lo doy yo misma y eso es exactamente lo que he estado haciendo desde la semana pasada, aprovechando las vacaciones y con un poco de la ayuda de Internet, claro está.

Una buena alternativa para quienes quieran aprender otro idioma, pero no tengan mucho tiempo o dinero es busuu.com:  



Este sitio ofrece una variada gama de idiomas para aprender y es bastante sistemático y completo en su forma de impartir los cursos. Cada una unidad de los distintos niveles incluye un vocabulario temático puesto en contexto y acompañado de audio para familiarizarse con la pronunciación, además de diálogos para evaluar la comprensión de lectura, ejercicios de escritura y una prueba final que evalúa tanto la ortografía como el vocabulario adquirido y la comprensión auditiva. Aunque sin duda lo que más destaco son las distintas instancias de interacción con hablantes nativos, ya sea por las correcciones que estos hacen de los diferentes ejercicios, la posibilidad de chatear con ellos desde el mismo sitio o la participación en distintos grupos de discusión. Además, las cuentas premium ofrecen la descarga de guías en PDF, podcasts y grabación de ejercicios de voz para que otros usuarios corrijan la pronunciación.

¿Y? ¿Todavía con las mismas ganas de aprender un idioma, pero indecis@? En ese caso dejo un pequeño vídeo. Luego no digan que no pasé el dato. 


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...